Ceremonia de premiación del Concurso Género y Justicia 2015

  • Viernes, 13 Mayo 2016 00:00

Palabras de Alberto Brunori, Representante, a. i., de la Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH)

Buenos días.

Es un gusto compartir con todas las personas presentes este recinto. Gracias a la Suprema Corte de Justicia de la Nación por acoger esta premiación.

Para la Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos es un honor participar año con año en el Concurso Género y Justicia, desde 2009 a la fecha. 

La existencia de espacios como este es fundamental para fomentar la concienciación y difusión de historias y temas duros pero que es necesario conocer. Gracias a quienes han participado: valientes y creativos autores y autoras.

Recordemos que la CEDAW define la discriminación contra la mujer como “toda distinción, exclusión o restricción basada en el sexo que tenga por objeto o por resultado menoscabar o anular el reconocimiento, goce o ejercicio por la mujer, independientemente de su estado civil, sobre la base de la igualdad del hombre y la mujer, de los derechos humanos y las libertades fundamentales en las esferas política, económica, social, cultural y civil o en cualquier otra esfera”.

Los trabajos que hoy premiamos son un reflejo del camino que falta por recorrer para lograr que dicha discriminación sea erradicada por completo; reflejan también al menos dos de los motivos de preocupación que el Comité sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer expresó sobre México en su última revisión al país en 2012:

  • los números elevados y cada vez mayores de feminicidios cometidos en varios estados; y
  • la conexión entre el aumento de los números de desapariciones de mujeres […] en todo el país y el fenómeno de la trata de personas.

Si bien ha habido algunas acciones positivas del Estado para el avance de los derechos de las mujeres, como la ya mencionada Reforma constitucional en materia de derechos humanos, la introducción de sistemas de cuotas de género para registrar las candidaturas a puestos de elección popular, el progreso legislativo e institucional para bordar la violencia contra las mujeres en el plano federal y la adopción de la Norma Mexicana para la Igualdad Laboral entre Hombres y Mujeres, las recomendaciones emitidas por el CEDAW en sus observaciones finales, siguen siendo válidas:

  • erradicar la violencia contra las mujeres; en este sentido, las acciones del Estado son fundamentales para lograr un cambio de paradigma, sin embargo, también es preciso reconocer el esfuerzo, valentía y compromiso de los miles de mujeres (y hombres) que salieron a la calle a exigir el fin de las violencias machistas el 24 de abril pasado en un ejercicio sin precedentes en el país;
  • incorporar la perspectiva de género en los programas y políticas destinados a eliminar la pobreza; en este momento de la historia ya no nos podemos permitir políticas públicas que no incorporen la perspectiva de género;
  • garantizar la participación de las mujeres en la vida política y pública; es preciso seguir trabajando para lograr una representación equitativa en todos los ámbitos de gobierno;
  • atender los problemas específicos de las mujeres indígenas, rurales, migrantes y que se dedican a la defensa de los derechos humanos y el periodismo; sería ideal que dichos problemas fueran atendidos luego de un serio y profundo un análisis interseccional.

La Oficina que represento está comprometida con el esfuerzo mencionado por la Sra. Güezmes para lograr un “Planeta 50-50 en 2030” pues es preciso que juntos, gobierno, sociedad civil y organismos internacionales, trabajemos para remover las barreras que todavía evitan el pleno goce de todos los derechos para todas las mujeres.

Sin duda, la plenitud del goce de derechos para las mujeres generará un mundo más justo para todas las personas, por eso es importante que los hombres también nos unamos plenamente a esta lucha por la igualdad. Quiero traer a este espacio las palabras que la Alta Comisionada Adjunta de esta Oficina, Sra. Kate Gilmore, compartió en ocasión del pasado 8 de marzo, día internacional de la mujer: “Los derechos no son un juego de suma cero. Que yo reconozca los derechos de otra persona no socava mis derechos, así como tampoco tu reconocimiento de mis derechos te quita los tuyos. De hecho, defender los derechos de cada cual sin excluir a ninguno debe ser de interés común. Y, si cualquiera de nosotros tiene una colega o amiga, madre o hija, esposa, hermana o tía, entonces tiene una razón más concreta, una oportunidad práctica para avanzar en la paridad de género – una oportunidad para avanzar en la realización de los derechos”.

Enhorabuena a los ganadores y las ganadoras de esta emisión 2015 del Concurso Género y Justicia, esperamos que este incentivo sea un impulso y una motivación para que sigan trabajando por una sociedad cada vez más justa y equitativa. 

--

Evento: Ceremonia de premiación del Concurso Género y Justicia 2015
Lugar: Suprema Corte de Justicia de la Nación, Ciudad de México

Modificado por última vez en Viernes, 13 Mayo 2016 12:56
  1. +Leídas
  2. +Recientes

México será revisado por el Comité de la ONU contra las Desapariciones Forzadas

AVISO A MEDIOS GINEBRA (28 de enero de 2015) – México será ...

Cajas de herramientas

  • Decenio Internacional de las Personas Afrodescendientes +

    Decenio Internacional de las Personas Afrodescendientes Hay alrededor de 200 millones de personas que se identifican a sí mismos como descendientes de africanos que viven en Read More
  • Libres e Iguales +

    Libres e Iguales En favor de la igualdad de las personas lesbianas, gays, bisexuales y transgénero (LGBT), la Oficina del Alto Comisionado de Read More
  • Desaparición Forzada +

    Desaparición Forzada De acuerdo con la Convención Internacional para la Protección de todas las Personas contra las Desapariciones Forzadas se entiende por Read More
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4

BannerMicrositioIndicadores